“No hay más camino, para aprender a amar, que el conocimiento de sí mismo, que esa mirada sin ilusión que, a través de nosotros mismos alcanza a toda la humanidad.”

Francois Muriac

Todos sabemos que el gran motor de nuestras vidas es el amor, la inspiración de las películas, la musa de los poetas, el ritmo de las canciones. Sin embargo, poco sabemos de él y lo confundimos y lo manipulamos y lo utilizamos de cierta manera egoísta.

Uno de los temas que nos gusta hablar y que nos gustaría de la misma forma vivir es el llamado “Amor Incondicional”, ese amor puro, sin condiciones que nos liberará del sufrimiento.

Y a pesar de que todos lo hemos escuchado y en cierta manera todos queremos vivirlo, son pocas las personas que alcanzan a experimentar un amor así, ¿Por qué? ¿En qué estamos fallando? ¿Por qué si el amor es felicidad a veces sufro?

En primer lugar debemos entender que es el “Amor Incondicional”, pues a pesar de que es algo que todos queremos, realmente pocos entienden de que se trata o qué es, por lo que es fundamental empezar por definirlo.

Empecemos por responder ¿Qué es el amor?

El amor, más que una emoción, es un estado en el que somos capaces de ver la realidad, de aceptarla y no pelear contra ella, sino, fluir. Si lo trasladamos a nuestras relaciones personales, amar es ser capaces de aceptar a la otra persona tal y como es, con sus virtudes pero también con sus defectos y no tratar de cambiarla.

Amar es vivir la aceptación y una vez que aceptaste entonces puedes encontrar el disfrute en la felicidad del otro, porque amar es buscar la felicidad también para el ser amado.

Hay que entender que cuando hablamos del “ser amado” no nos referimos solo a la pareja, el amor verdadero no distingue de sexo, de relación, para el amor verdadero no hay distinción, cuando amas verdaderamente es por el simple hecho de existir, amas al otro porque merece ser amado. Pero no hay que olvidar que el más básico amor es aquel que viene y va hacia uno mismo.

Sin embargo, me gustaria hacer una pequeña pero importante distinción aquí, sobre todo cuando hablamos de un amor de pareja, he notado una tendencia a usar esta definición de amor como una justificación para mantenerse en relaciones dañinas.

Cómo dije hace un par de parrafos, no hay amor más importante que el propio y de ahí partiriamos para la construcción del amor hacia los demás. ¿Cómo es esto?

Bien, el amor propio forma los cimientos para todo lo demás y nos permite tener bien definidos nuestros limites personales, o sea, como me amo, puedo amarte, pero eso no significa que puedas hacer cualquier cosa conmigo y como yo me amo también sé que es lo que quiero, busco y merezco.

Eso deberia ser el cimiento en el cual construimos nuestras relaciones, sin embargo muchas veces confundimos o justificamos situaciones injustificables con la falsa idea de que “el amor lo puede todo” o “el amor es aceptación por eso debes aceptar al otro como es” y puedo estar de acuerdo parcialmente con estas afirmaciones, creo que el amor es acpetacion, como ya lo mencioné antes, pero aceptación no significa que voy a permitir ciertas cosas o abusos, desde mi visión es algo mas o menos así, “Te amo, te acepto tal cuál eres, pero eso no significa que lo que me ofreces o das sea lo que quiero en mi vida y como me amo a mi mismo y a ti también te dejo en libertad y vivo la mia”.

Una vez definido el amor, ¿a qué nos referimos con incondicional?

Incondicional quiere decir, sin condiciones, sin límites, pero es importante saber definir ¿quién pone las condiciones? En este caso podemos entender que es principalmente la sociedad quien ha puesto las condiciones, familia, religión, escuela, amigos, todos estos factores nos han delimitado la forma en la que “deberíamos amar” y es aquí donde la mayoría de los problemas surgen, pues muchas veces nuestro corazón dice una cosa, pero la razón, entendiendo a la razón como esas limitaciones sociales, nos dice otra cosa.

Entonces amor incondicional es amar fuera de las condiciones que nos pone la sociedad y aquí vale la pena observar y cuestionarte ¿Qué condiciones pones al amor? En tu visión ¿Cómo debería de ser ese amor? ¿Qué es la fidelidad? ¿Qué tan libremente amas? ¿Buscas el amor porque mereces ser amado/a o porque necesitas sentirte amado/a?

Si ya definimos que es el amor incondicional y que el amor más básico que existe es el amor propio, entonces, ¿Cómo amarme incondicionalmente?

Empieza por quitarte esos juicios que tienes hacia ti mismo/a, deja de juzgarte por lo bueno o malo que eres (Si, también por lo bueno) pues no eres nada de eso, evalúa que condiciones te has autoimpuesto y evalúa que tal te funcionan, si te empoderan y motivan o te hacen sentir mal.

Aprende a reconocer tus logros.

Algo que he notado es que muchas veces construimos nuestra autoimagen desde los errores y es algo muy triste que veo muy repetido, por ejemplo, con mis alumnos de secundaria, les es muy dificil ver sus cualidades positivas mientras que engrandecen esas cualidades negativas, todo porque viven en un ambiente que pone una lupa sobre los “errores” y es incapaz de reconocer las cosas buenas, positivas, los logros que día a día vamos teniendo

Porque lo cierto es que todo el tiempo, todos los días salimos adelante de muchas batallas, alcanzamos muchos logros, todo el tiempo tenemos victorias que la mayoria de las veces no sabemos reconcer, por ello es importante empezar a ver con claridad esos logros, para empezar a construir desde lo positivo y empezar a ver los fracasos como simples errores que no determinan quien verdaderamente eres.

Aprende a observarte como realmente eres, sin engrandecerte y mucho menos minimizarte, ve tus potenciales, ve tus sombras, ve tus heridas y tus fortalezas y acéptalas, acéptalas porque tú las creaste y son parte de ti y una vez que las aceptas, puedes trascenderlas y es así cuando te amas incondicionalmente.

Website realizado por Nicktide